Volkswagen presenta e-Co-Motion

Las cada vez más exigentes normativas sobre las reducciones de gases invernadero y emisiones de CO2, y las restricciones de acceso a algunas grandes ciudades para evitar la contaminación, posicionan a este vehículo como una solución idónea.

La unidad del motor eléctrico está montada en el eje trasero junto con una caja de cambios de una velocidad, para así lograr grandes ángulos de giro en las ruedas del eje delantero y la maniobrabilidad que tan importante resulta para los trabajos y la movilidad en ciudad. Como resultado, su radio de giro es de 8,95 metros, único en su clase. La potencia de salida continua del motor compacto es de unos ahorradores 68 CV (50 kW). La máxima potencia es de 115 CV (85 kW), mientras que su par motor máximo de 270 Nm permite una buena aceleración incluso en vehículos muy cargados. Pese a que fue diseñado para entregas urbanas, la electrónica del prototipo e-Co-Motion no limita su velocidad máxima hasta los 120 km/h. Esto permite conducir por vías rápidas urbanas y rutas cortas interurbanas. Un concepto de batería modular de tres fases para la batería de tracción cumple de forma óptima los distintos requisitos de conducción de los clientes. Una batería con capacidad de 20 kWh se podría instalar para autonomías de cerca de 100 km, mientras que una de 30 kWh permitiría subir a 150 km. Finalmente, una batería de 40 kWh está planificada para la máxima autonomía de 200 km. La caja de la batería está muy bien diseñada, ya que sus travesaños y estructura reforzada permiten que tenga un segundo propósito como elemento de soporte de carga que también contribuye a reducir el peso del vehículo.

Una palabra clave aquí es el espacio de trabajo, ya que la orientación funcional del prototipo también se refleja en el diseño limpio del e-Co-Motion. Reducido a lo esencial, esto da lugar a un vehículo comercial en el mejor sentido de la palabra. Se centra en las necesidades diarias de un transportista.

Más información Volkswagen

También te puede interesar